TOÑO SILVA, EL MOTOR RÍTMICO DE CHARLY GARCÍA

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 
Patricio Salas y Toño Silva

El Director de Prensa de Rengo al Día, Patricio Salas, conversó con el destacado baterista chileno que repasa su historia, su presente y sus proyectos futuros.


Toño Silva es un baterista chileno de larga trayectoria en el medio nacional y que saltó a la masividad del público hace algunos años al embarcarse en un proyecto internacional que lo situó nada menos que en la batería del gran músico argentino Charly García. Con un pulso casi robótico y un “touch” capaz de armonizar cualquier tambor o platillo, se ha ido convirtiendo en un baterista admirado, por lo que su calidad y recorrido que hoy puede mostrar, definitivamente no es casualidad.

Rengo al Día conversó en exclusiva con este músico nacional y aquí compartiremos parte de esta historia que en sus palabras "nace como un juego de niños" y se proyecta con iniciativas ambiciosos que incluyen varios discos, su propia banda y un libro biográfico que incluirá el trabajo con sus socios chilenos en el team Say no More.

- Toño, cómo recuerdas la llegada de la música a tu vida?

Claramente la recuerdo como un juego de niños. Mi mamá me hablaba siempre de un grupo musical que tenían mis hermanos y esas historias y esas melodías fueron forjando en mi niñez ese sueño, esa magia que me acompaña hasta el día de hoy. Definitivamente jugaba a ser músico como mis hermanos y eso se transformó en un trampolín que con el paso de los años comencé a asumir y a vivir.

- Recuerdas tu primera banda?

Si, se llamaba “Getsemaní" y tenía que ver con un círculo de la iglesia. Tenía 15 años y recuerdo que la primera vez que me subí al escenario con ese grupo fue en la plaza de El Monte (Región Metropolitana). Eran eventos que en la época organizaba un organismo que se llamaba Secretaría Nacional de la Juventud. Ahora ya como una banda más profesional me tengo que remontar al año 77 o 78, el grupo se llamaba “Semilla" y ahí tuve mis primeros trabajos pagados. Tocábamos de todo, música tropical y música popular en general. Después de eso yo me dediqué a tocar mucho y eso me permitió grabar con hartos músicos diferentes, lo que también me obligó a estudiar harto.

- Y en esos años ¿qué música escuchabas?

Recuerdo unos discos de Kiss, Deep Purple, Led Zeppelin y todo el movimiento de la música disco, es decir Earth Wind and Fire, KC and the Sunshine Band y esas cosas. Debo señalar que nunca fui muy busquilla en la música, me nutría mucho de lo que sonaba en las radios y claro si algo me gustaba lo seguía, pero no era de los que se pasaba horas en una disquería buscando algo específico. Hoy día por ejemplo en mi tiempo libre puedo escuchar a un grupo que me gusta mucho que son los Bee Gees, aunque siempre mis amigos rockeros me molestan por eso. Escucho la Radio Futuro que me permite revisar buenas canciones y actualizar con lo nuevo.
toño silva
- Recuerdas la movida musical chilena que comenzaste a frecuentar en tu juventud?

Los tiempos eran bien distintos, mi mamá no me daba mucho permiso para salir a fiestas ni conciertos en la época, pero recuerdo que una vez me arranqué a una Disco y estaba tocando un grupo que se llamaba "Arena Movediza". Yo me enteraba que pasaban cosas siempre. Habían muchos festivales en Comunas pequeñas que generaban la atención de todos y era muy rico estar en esos lugares.

- Con este recorrido entonces, la llegada de Charly García a tu vida parece ser una consecuencia más que una anécdota.

Claro, ya había mucho trabajo, había un recorrido, un contacto con el público y un fiato importante con Kiuge y Carlos que debe haber sido lo que Charly notó. (Nota de la redacción: Kiuge Hayashida y Carlos González son guitarrista y bajista chilenos que completan el trío de músicos nacionales que forman parte de la banda de Charly García).
La verdad nunca sentí mucho temor de dar ese paso, más bien siempre fue una alegría y en esa perspectiva sólo tenía que disfrutar lo que yo hacía en la batería. Estar en un grupo con un artista de ese nivel exige trabajo, estudio y paciencia, pero para mi siempre fue continuar ese juego de niño. Un agrado. Yo soy Dibujante Técnico de profesión, pero definitivamente la música ha sido un regalo en mi vida y sólo puedo disfrutar cada paso en este camino.

- Qué has ganado y qué has perdido con el hecho de ser músico de un artista de la talla de Charly García?

No tengo dos lecturas aquí. Sólo he ganado, totalmente he ganado. He podido seguir desarrollando mi pasión, he podido conocer a músicos extraordinarios, he podido viajar por el mundo, he podido seguir aprendiendo cada día. Es un privilegio que agradezco.

- Qué proyectos se vienen en tu carrera? Hay más trabajos con Charly?

Tengo hartos proyectos. Efectivamente ahora los primeros días de agosto viajamos a Argentina a juntarnos con Charly y a trabajar en nuevas canciones.Pero además continuaré con hartos proyectos que actualmente desarrollo con bandas como “Mifhunter" con quienes estamos próximos a editar un trabajo bien interesante y con buena producción. Tengo agendado fechas con "Gonzalo Araya y los Colegas del Blues", sigo recorriendo el país con "Blues Brother Chile" (donde comparte escenario con Kiuge Hayashida); También tengo trabajos interesantes con Felipe Ruf Banda y Vintage.
Ahora mi proyecto más ambicioso se viene el próximo año con Toño Silva Full Band, donde trabajaré con Masivomusic que tiene como productor e ingeniero de grabación a mi hijo Diego Silva, con quien ya trabajamos en lo que será, esperamos, un gran trabajo, muy honesto y fresco. A esto se suma un trabajo bien interesante que tiene que ver con una Biografía que trabaja un periodista hace dos años y que reúne nuestra experiencia como músicos de Charly García. Seguramente será un libro bien interesante y que debería ver la luz el próximo año.

- Con qué estas tocando, cuál es tu drumset.

Estoy con una batería Sonor, con bombo de 26’' como principal característica. Tengo un Tom de 12’’ y uso dos Timbales de 14’’ y de 16’’. Estoy tocando con una caja Mapex de 14’’ de 6 1/2 que es de bronce. La verdad es que siempre traté de ser bien minimalista en mis baterías, con pocos tambores y pocos platillos, pero hoy día en mis proyectos personales he pensado darme algunos gustos y seguramente el armado que vean en unos meses cuando estemos lanzando el disco de “Mifhunter” será bien diferente, ya que espero usar un set de 12 platillos, con Crush, Ride, Chyna Tape y Splash, todos marca Sabian. Pero ese armado con hartos platillos será como de ahora, ya que como dije antes, siempre he sido bien minimalista en mis armados. Por ejemplo a Charly tampoco le gustan baterías muy pomposas tampoco.

- Que le dirías a esos niños que hoy sueñan en convertirse en grandes músicos?

Básicamente que no dejen de soñar. Que estudien, que trabajen por conseguir sus sueños. meridia Cuando empiezan quizás no tendrán el mejor equipamiento, pero pronto van mejorando. Nunca dejen de creer en ustedes, en su capacidad.

Así termina este diálogo con uno de los músicos de rock más importantes del continente, que a diferencia de muchos, logra traspasar esa calidez y esa magia tan características de su personalidad, la misma que mostró seguramente que cuando integró el grupo “Getsemaní”. Toño Silva, un capo.

Escribir un comentario